Madrid está lleno de lugares en los que abunda la buena comida, pero no son tantos los que ofrecen pastrami. Llega el verano, queremos salir (siempre respetando las medidas sanitarias impuestas y la distancia social) y probar cosas nuevas. Desde Dapsa os recomendamos estos tres lugares para disfrutar del pastrami. Tan solo nos tenéis que prometer que volveréis a estos lugares si os enamoran.

El Bacaro de Fabio Gasparini

El barrio de Chamberí tiene un trozo de uno de los países mediterráneos más adorados: Italia. El chef Fabio Gasparini, junto a los hermanos Aarón y Mesala Guerrero nos ofrecen platos típicos italianos sin tener que salir de Madrid. Su oferta se basa en una selección de pastas frescas, como la Carbonara originale, con yema de huevo, queso pecorino y guanchale a caballo entre una pizza y una focaccia. Lo mejor es que todo está hecho de forma artesanal, con la mejor masa: masa madre. El Tiramisú es el rey entre sus postres.

Si hay algo que no podía faltar en este lugar es su delicioso sándwich de pastrami, el cual hará que caigan ante él hasta los paladares más exigentes: hecho de pan de 4 cereales, salsa tartara con tomate seco, pepinillos encurtidos agridulces, rúcula, salsa… ¿Alguien se perdería esta majestuosidad?

La Malaje

La Latina puede presumir de tener uno de esos lugares que destacan por sus buenos productos: Carné como Carné mechá de lomo ibérico de bellota, Chicharrón de Cádiz, Almejas en salsa de azafrán, Lubina salvaje asada al Jerez, Carpaccio de atún rojo en manteca colorá, Paletilla de conejo al ajillo, Picantón frito en adobo de manzanilla con ensalada

Su ensalada de higos con pastrami y hierbabuena te hará disfrutar del pastrami como no lo habías hecho hasta el momento. Allí, todos harán lo posible para que te sientas como en casa, con la diferencia de que tú no tendrás que hacer nada. Disfrutar será tu máxima responsabilidad.

Federal Café

No es la primera vez que hablamos de este lugar, y no es para menos, pues sus platos son conocidos por su calidad y su sabor: no tienden a dejar indiferente a aquellos que los prueban. Pero si hay algo en lo que hay que hacer hincapié es en su sándwich de pastrami, contamos los días para volver a probarlo. ¿Su receta? Con chucrut, queso emmental y mayonesa entre pan de centeno con un toque de parrilla. Y otra cosa que hace que su bocata sepa de maravilla: su terraza a la sombra en una de las plazas con más encanto de la ciudad.

× ¿Cómo podemos ayudarte?